Las instalaciones fotovoltaicas para autoconsumo, sin estar aisladas de la red, son Legales

El IDAE ha publicado una nota informativa en la que hace un repaso a la legislación vigente, en relación a la producción de energía eléctrica a partir de tecnologías renovables destinada total o parcialmente al autoconsumo o consumo propio.

Tras analizar en la noticia titulada ¿Cuál es el Procedimiento para legalizar una instalación fotovoltaica para Autoconsumo? + info aquí, hemos de indicar que según el IDAE, el marco normativo actual permite realizar instalaciones destinadas a producción para autoconsumo total o parcial de la energía, de forma totalmente legal, existiendo numerosas referencias en toda la normativa de aplicación, incluida la Ley 54/1997 del sector eléctrico, si bien bajo el régimen especial u ordinario de producción de energía eléctrica.

La producción para autoconsumo en el ámbito del régimen especial u ordinario podría cambiar en el futuro, si se regula el autoconsumo mediante procedimientos como el denominado “balance neto” de compensación de saldos de energía, el cual permitiría esta actividad de producción para autoconsumo por parte del consumidor fuera del régimen de producción de energía eléctrica.

La conexión en red interior es necesaria para que se produzca el autoconsumo, por tanto toda referencia en la normativa al autoconsumo debe entenderse referida a instalaciones conectadas en red interior.

Para que la energía producida pueda auto-consumirse, la conexión debe realizarse aguas abajo del contador que mide la energía aportada por la red de distribución. La capacidad o no de la red para soportar la conexión se evalúa en función de la previsión de excedentes del autogenerador, y éstos son los mismos si se conecta la instalación aguas abajo o aguas arriba del contador de suministro. La conexión aguas abajo del contador de suministro no presenta ningún problema de índole técnico, dado que no afecta a los flujos de energía, los cuales dependen de las cargas aguas abajo y aguas arriba del punto de conexión.

Para instalaciones de potencia no superior a 100 kW la conexión en redes interiores se encuentra regulada junto con la conexión a la red de distribución en el RD 1699/2011.

Para instalaciones de potencia superior a 100 kW, los procedimientos de conexión a red se encuentran descritos en el RD 1955/2000.

http://www.suelosolar.es/newsolares/newsol.asp?id=6587&idp=

Independizarse de las eléctricas y ahorrar, a un paso

El autoconsumo de electricidad está cada vez más cerca. Las viviendas podrán generar su propia energía eléctrica con placas solares y descontarse del recibo de la luz el excedente que vuelquen a la red.

En el mismo Real Decreto que dicta una moratoria a las primas de las energías renovables figura la posibilidad legal en ciernes de que las viviendas generen su propia electricidad a partir de una pequeña instalación solar fotovoltaica o una minieólica y se descuenten de la factura de la luz aquella que no consuman y que viertan a la red. Es lo que en la jerga de la industria energética se denomina balance neto, una revolución en la forma de generar y de consumir electricidad en España porque hará coincidir el punto de generación al punto de consumo (los hogares), sin que la electricidad deba viajar desde una central nuclear hasta la vivienda, y permitirá a los usuarios que opten por este autoconsumo ganar independencia respecto a las compañías eléctricas.

Para la Unión Española Fotovoltaica (Unef), que representa a las cuatro patronales del sector fotovoltaico, se trata de un “movimiento imparable”, que democratizará el mercado eléctrico, según ha explicado esta semana durante la presentación de sus propuestas al nuevo Gobierno sobre cómo afinar el autoconsumo para que suponga un verdadero ahorro del consumidor.

Se espera que la norma, cuyo borrador duerme desde el mes de noviembre en la Comisión Nacional de la Energía para su análisis, permita a una vivienda generar hasta el 60% de la electricidad que consume a partir de una inversión de 3.500 euros en una pequeña instalación solar fotovoltaica. Durante el primer año, una familia podría ahorrarse el 3% en su recibo, una rebaja que aumentaría anualmente. La preparación de la norma es del anterior Gobierno, pero se espera que en las próximas semanas vea la luz.

La forma en la que funcionará este nuevo esquema es sencilla. Una vivienda producirá determinados kilovatios de electricidad a partir de placas solares fotovoltaicas y consumirá parte de ellos, casi siempre durante las horas de sol. La porción de electricidad que tenga que comprar a la compañía eléctrica para satisfacer toda su demanda la pagará a través de peajes de acceso, cuyos detalles están aún por determinar. Lo razonable, según Unef, es que se de el mismo valor a la electricidad que se importa que a la que se inyecta en la red. Porque, tal y como está ahora redactada la norma, compiten en igualdad de condiciones una central nuclear y una instalación solar fotovoltaica de tres kilovatios.

Por el momento, la norma sólo prevé que puedan optar al modelo de autoconsumo los clientes particulares, pero Unef ha propuesto al Gobierno ampliar la medida para que un polígono industrial o una comunidad de vecinos puedan acceder a una única instalación solar fotovoltaica y compartirla. La medida no sólo servirá para que los usuarios ahorren en el recibo de la luz, sino sobre todo, explican desde Unef, “hará que los consumidores sean más conscientes de lo que cuesta generar electricidad”, instándoles a implicarse en el consumo, más allá de ver la luz cuando encienden el interruptor.

http://noticias.lainformacion.com/economia-negocios-y-finanzas/energia-nuclear/independizarse-de-las-electricas-y-ahorrar-a-un-paso_moHC68ZkNPDVJJI3vcQqI6/